Estrés en el trabajo: señales que debe tener en cuenta

El estrés en el trabajo es uno de los principales problemas a los que nos enfrentamos al intentar alcanzar la excelencia en nuestra carrera profesional. Y aunque un poco de estrés es saludable y ocasionalmente inevitable, es imperativo mantener los niveles de la hormona del estrés en un estado saludable.

En ocasiones minimizar los niveles de estrés es difícil cuando ni siquiera nos hemos dado cuenta que está llegado a un punto crítico. Por eso le traemos algunas señales de que está sufriendo estrés en el trabajo.

Señales de estrés en el trabajo

Rara vez abandona su escritorio

Si está tan atascado que no puede encontrar un minuto para hacer una taza de café o almorzar lejos de su escritorio, entonces está claro que está demasiado estresado. Estar encadenado a su escritorio no es saludable por muchas razones: está forzando la vista, no se está dando tiempo para tomar un descanso y reenfocarse, y no está estirando las piernas, todo lo cual conduce a una disminución de la productividad y la motivación.

Olvida fácilmente

Si no se separa de su escritorio y descansa la vista, es lógico que se olvide de las cosas. Si bien el estrés inicialmente energiza el cerebro al enviarle sangre, después de un corto tiempo de estar constantemente estresado (30 minutos), el cuerpo deja de enviar sangre extra al cerebro. Esto, como resultado, hace que estemos menos concentrados y alertas, lo que puede conducir fácilmente a un ciclo constante de olvido.

Tiene dolores y molestias

Cuando está preocupado, se siente tenso, tanto física como psicológicamente. A veces es difícil diferenciar entre los dolores de espalda causados por una silla o los dolores de cabeza por mirar la pantalla durante demasiado tiempo como un indicador de estrés. Sin embargo, si constantemente se va a casa sintiendo que ha completado una sesión de entrenamiento con pesas de ocho horas, definitivamente puedes culpar al estrés.

Sufre de insomnio

Aunque se sienta físicamente agotado al final de la jornada laboral, tiende a pasar toda la noche dando vueltas, porque no puede quitarse de la cabeza ese importante informe que debe entregar. Si esto le parece algo con lo que puede identificarse, puede ser una clara señal de estrés en el trabajo.

Utilícelo como una llamada de atención para ser más consciente de su bienestar emocional. Comience una rutina relajante antes de acostarse que implique apagar todos sus dispositivos electrónicos y concentrarse en su bienestar a través de ejercicios de respiración y atención plena.

Come mucha comida chatarra

Un signo menos obvio de estrés en el trabajo es consumir en exceso alimentos grasosos, incluidos el azúcar, los carbohidratos grasos y la comida rápida. Aunque inicialmente le dan un subidón, le hacen colapsar en unas pocas horas, haciéndole sentir más letárgico y menos motivado que nunca. Por lo tanto, si su noche ideal consiste en apresurarse a ir a casa desde el trabajo para comer comida chatarra y ver su serie favorita, es posible que esté lidiando con el estrés en el trabajo.

Recurre al alcohol para liberarse

Si bien al principio puede parecer inocente, si te sumerges en la rutina de depender del alcohol para aliviar el estrés al final del día, podría resultar en un círculo vicioso de aumento de la ansiedad y cambios de humor.

Estrés en el trabajo
Foto en Freepik

Se agita fácilmente

Si nota que se está molestando con las cosas más pequeñas en su oficina, podría ser una gran indicación de que todo se está volviendo un poco demasiado para usted. Esta agitación también se puede transferir a su vida hogareña. Por ejemplo, puedes terminar discutiendo con su pareja porque ha dejado los zapatos junto a la puerta o porque ha olvidado una carga de ropa en la lavadora.

Siempre estás enfermo

Si constantemente lucha contra la gripe, es una clara señal de que su cuerpo está pidiendo ayuda a gritos. El estrés debilita el sistema inmunológico y hace que nuestro cuerpo sea más susceptible a los virus. Cuando la gente está estresada, se enferma, según los espertos. Podría ser un resfriado o un herpes labial, que aparecen porque el sistema inmunológico no puede suprimir el virus. Si se encuentra constantemente enfermo, puede usar remedios naturales, combinados con una dieta saludable y mucho descanso para recuperarse.

Pasa mucho tiempo procrastinando

Cuando está distraído por el estrés en el trabajo, es más probable que posponga las cosas. Preocupándose por todo lo que necesita completar en lugar de esforzarse y trabajar en sus problemas. Esta procrastinación provoca un mayor nivel de estrés y puede terminar sintiéndose completamente abrumado.

Si se encuentra procrastinando, es ideal para tomar un descanso y calmar su mente; entonces estará en una posición mucho mejor para abordar sus tareas y tomar el control de su lista de tareas pendientes.

Tiene acné

Lamentablemente, la pesadilla adolescente vuelve a la edad adulta cuando estamos extremadamente estresados. El cortisol hace que las glándulas de la piel produzcan más grasa, lo que naturalmente contribuye a la obstrucción de los poros, pero hay aún más factores que contribuyen a la mala piel.

Apuesto a que no ha notado la frecuencia con la que se toca la cara cuando se siente estresado. Piensa en algo y se rascas la frente. Pero estas acciones inocentes propagan bacterias a la cara, y con un sistema inmunológico debilitado, ¡ha desarrollado acné instantáneamente de la noche a la mañana!

Puede estar experimentando pérdida de cabello

La caída del cabello es normal y la mayoría de nosotros perdemos entre 80 y 100 cabellos por día, pero si nota una cantidad irregular de caída, podría deberse a un aumento del estrés. Cuando estás estresado, tu ciclo natural del cabello se interrumpe, empujando a una gran cantidad de folículos a la fase de reposo, lo que luego aumenta la cantidad de pelos que se caen.

Está ansioso

Si siempre está pensando en el peor de los casos o experimenta palpitaciones cardíacas frecuentes, podría estar sufriendo ansiedad relacionada con el estrés. Podría estar preocupado por perder su trabajo o temeroso de que su jefe no esté de acuerdo con la forma en que está trabajando, lo que le hará dudar de sí mismo e incluso cometer errores por descuido constantemente.

El trabajo siempre está en su mente

Si es así, es un claro indicio de que se está estresando demasiado por sus deberes en el lugar de trabajo. Si esto sucede cada vez con más frecuencia, tómese un descanso para poder desconectar y relajarse.

Tiene problemas digestivos

Los problemas digestivos como el estreñimiento, el exceso de gases y la diarrea pueden ser causados por altos niveles de estrés. Cuando el cerebro se siente muy estresado desencadena una cascada de hormonas que pueden alterar todo el sistema digestivo. Si este estrés no se trata, puede causar síndrome del intestino irritable y acidez estomacal a largo plazo.

Como puede ver, hay muchas señales de que su trabajo puede estar causando estrés. ¡Pero no atribuya estos síntomas inmediatamente al estrés! Es importante conocerlos y cambiar su estilo de vida para eliminar las causas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *